Go to Top
solicita la primera consulta gratuita

10 CONSEJOS PARA NUESTRA PIEL EN VERANO

Muchas de nuestras pacientes emplean cremas, mascarillas, etc muy caras y nos preguntan continuamente sobre cuales son las mejores, las más adecuadas para su tipo de piel, etc y efectivamente existen muchos productos efectivos que aconsejamos en nuestras consultas, pero la mayoría de veces no prestamos atención a una serie de hábitos que realizamos todos los días y que perjudican nuestra piel.

Variando algunos de ello podemos tener una piel esplendida.

  1. Protección solar (incluso en invierno); ahora llega el verano y siempre aconsejamos a nuestras pacientes que empleen protección solar 50 SPF en la cara y al menos 30 SPF en el cuerpo, debiendo ser la exposiciones al sol cortas y a horas no centrales del día; diferentes estudios indican que la mejor crema antienvejecimiento del mercado es un buen protector solar.

No debemos abandonar este hábito fuera del verano, ya que sobre todo el rostro está expuesto al sol, incluso cuando el día está nublado.

  1. Evita en la medida de los posible el estrés, pues definitivamente influye sobre la piel, envejeciéndola prematuramente; solo con disfrutar cada momento intensamente te sentirás mejor y tu piel lo agradecerá.
  2. Desmaquíllate cada noche y aplica una buena crema hidratante.
  3. Evita bebidas alcohólicas en exceso, así como café, ya que su efecto deshidratante cuando se abusa de ellas produce en la piel un aumento de las arrugas. Si tienes que elegir una copa de vino tinto es ideal por su alto contenido en resveratrol, un poderoso anti-oxidante.
  4. Toma frutas y verduras, pues su contenido en vitaminas ayuda a compensar los radicales libres que se producen en la piel y que contribuyen a la destrucción de las células.
  5. No fumes; es uno de los factores, junto al sol, que más daño producen en la piel, ya que disminuye la luminosidad de la piel y acentúa las arrugas.
  6. Evita tomar duchas largas y con el agua muy caliente, pues se produce una vasodilatación cutánea que contribuye a deshidratar la piel y a la aparición de pequeñas venitas; por tanto las duchas mejor cortas y con agua templada.
  7. Emplea un protector labial con protección solar; tus labios también se exponen al sol y por tanto también envejecen si nos lo cuidamos, apareciendo arrugas y manchas en los mismos.
  8. Realiza ejercicio físico, ya que el sudor es abre los poros de la piel y contribuye a su limpieza; además incrementa la circulación de la piel mejorando su apariencia.
  9. Consúltanos si deseas que mediante el relleno con ácido hialurónico mejoremos el aspecto de tu cara, corrigiendo las arrugas más pronunciada de forma natural y rehidratando la piel antes o después del verano, pues es una época donde la piel sufre mucho, y este producto consigue resultados espectaculares.

 

Como veis con unos cambios en nuestros hábitos sencillos podemos disfrutar del verano cuidando nuestra piel.

FELIZ VERANO